Una lista blanca de email es una lista donde los usuarios han solicitado ser incluidos para recibir comunicaciones (Opt-In), por lo que no son percibidas como intrusivas ni molestas.

Las marcas usan estas listas para mostrar la publicidad a sus clientes, son una manera eficaz de enviar información sobre sus productos, proporcionándoles las direcciones de sus páginas web.